miércoles, 21 de octubre de 2009

Pese a toma de tribuna, PRD, PT y 33 priístas en contra, se avaló la ley

Diputadas del PAN rescataron el estrado luego de dos recesos por falta de condiciones para el debate.

Notimex
Publicado: 21/10/2009 09:42

México, DF. Entre toma de tribuna, recesos, pancartas, consignas y voto dividido de priístas, la Cámara de Diputados aprobó la madrugada de hoy miércoles el paquete fiscal 2010, que busca la recaudación de tres billones 176 mil 332 millones de pesos.

A las 00:26 horas de este miércoles se reanudó la sesión del pleno, después de que Francisco Ramírez Acuña, presidente de la mesa directiva, decretó dos recesos ante la toma de tribuna por unos 20 diputados de los partidos del Trabajo (PT) y de la Revolución Democrática (PRD) ligados al movimiento de Andrés Manuel López Obrador.

Fue una larga y accidentada jornada por la inconformidad de petistas y perredistas ante el incremento de un punto porcentual al Impuesto al Valor Agregado (IVA). En ese marco, un grupo de diputadas del Partido Acción Nacional (PAN) logró lo que no pudieron sus compañeros varones: rescatar la parte alta de la tribuna para continuar la sesión, que se había suspendido por no existir las condiciones para el debate.

Entre consignas de "¡No más impuestos! ¡No más impuestos!" de los diputados inconformes que se encontraban en la parte baja de la tribuna, arrancó la sesión para aprobar el paquete de dictámenes que conforman la Ley de Ingresos para el próximo año.

Mientras se daba la aprobación, sin discusión, del régimen fiscal de Pemex y sólo con la postura de PT, PRD y PAN, la lideresa nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Beatriz Paredes, se paseaba entre las curules para vigilar que sus legisladores estuvieran atentos y listos para las votaciones.

En ese dictamen, en el que se aprobó la cotización del petróleo en 59 dólares por barril en lugar de los 53.90 que propuso el Ejecutivo, el PRD, en voz de su coordinador, Alejandro Encinas, adelantó su posición en contra de cualquier incremento y creación e impuestos.

Criticó que aumentara el ISR de 28 a 30 por ciento, pues lo que hará Hacienda es crear una base gravable a partir de los seis mil pesos mensuales, según afirmó.

En medio de un álgido debate, los perredistas y petistas sentenciaron que la aprobación del incremento de impuestos los pagarán PAN y PRI en las próximas elecciones.

En tanto, el panista Mario Alberto Becerra Pocoroba, presidente de la Comisión de Hacienda, reconoció que las propuestas del paquete fiscal son del Ejecutivo Federal y tendrán el apoyo total de la bancada de Acción Nacional.

Ante los gritos de los petistas y perredistas en contra de los impuestos, el panista defendió vehementemente los gravámenes que, dijo, "son necesarios para el crecimiento del país”.

Reiteró que los panistas son responsables con el país y no se esconden tomando tribunas, pues sí tienen valentía y dan la cara.

Antes de la sesión, los priístas fijaron su postura de rechazo al impuesto de 2 por ciento al consumo generalizado, y aseguraron que por encima de eventuales costos políticos, apoyaron la propuesta del presidente Felipe Calderón para elevar en un punto el Impuesto al Valor Agregado (IVA).

La bancada del PRI consideró que es una alternativa posible para alcanzar empleos y crecimiento, antes que permitir que el país se hunda, al diferir o eludir la solución al quebranto de las finanzas públicas. En el debate, el priísta Sebastián Lerdo de Tejada reprochó a los perredistas que por la izquierda pegan y con la derecha cobran. "No sean hipócritas", acotó.

En la discusión del paquete fiscal se inscribieron 125 diputados para participar en un debate que por momentos subió de tono, y en el cual incluso fueron criticados hasta los apellidos.

En medio de la estrategia priísta de deslindarse de la "paternidad" de la propuesta del incremento de un punto porcentual al IVA, 33 diputados de ese partido votaron en contra.

No hay comentarios: